Rectoría

"Estamos llamados a grandes cosas.Recibamos de buen grado las cosas pequeñas y seremos grandes" (San Agustín).

 

Querida comunidad agustino – cervantina.

Durante muchos años nuestro Liceo de Cervantes se ha identificado por su gran y alto nivel de formación en cada uno de nuestros educandos, reconocimiento que se puede evidenciar en nuestros egresados durante tantos años de historia. Por otra parte, es de anotar que para llegar a alcanzar un alto nivel, existen dos componentes fundamentales que han sido los pilares de tan grandes historias de vidas en diferentes campos, a saber: el primero, la formación en valores, que se centran en la grandeza del Evangelio y la vivencia de los mismos al estilo propio del gran Doctor de la Iglesia Agustín de Hipona y como segundo, los altos estándares de una formación académica. Teniendo en cuenta estos aspectos, encontramos grandes personas con una identidad muy propia permitiéndoles ser seres humanos integrales.

Por otra parte, el Liceo de Cervantes en ningún momento ha estado ajeno a los cambios que trae consigo el profundizar en la educación y la misma realidad actual. De este modo, bajo la inquietud y búsqueda propia de la filosofía agustiniana se ha respondido con altos estándares de calidad a todo aquello que plantea el mundo de hoy. Así, el gran desarrollo de la tecnología y la virtualidad ha sido el medio para responder, también para actuar a los desafíos actuales de una manera oportuna y rápida; por otra parte, el adelantarnos en una educación bilingüe permite responder a la misma globalización y después de un estudio oportuno nos lanzamos a un diferenciador curricular que favorecerá y llevará a nuestros educandos a tener una competencia en emprendimiento con carácter social.

Con el firme compromiso de continuar creciendo en la ruta que nos lleva a la excelencia, ofreciendo una alta formación a nuestros educandos y sus familias. Seguirá siendo nuestra gran misión que cumpliremos siempre con la presencia de un Dios que nos acompaña y orienta nuestra propia historia.

 

Fraternalmente,

Fray William Josué Carreño Mora, OSA

Rector

 

 

 

Liceo Cervantes